Cómo hacer una promoción inmobiliaria (II)

imageEL ESTUDIO DE MERCADO
No importa lo que te guste a ti. No importa lo que crees que es mejor. En realidad, no importa nada de lo que tú pienses. ¿Qué es lo que quiere nuestro futuro comprador? ESO es lo único que importa.
¿Cómo saberlo? Para eso está el estudio de mercado. Ya dijimos que no es suficiente mandar a alguien a saber qué está haciendo y cómo le va a la competencia. Esa información es relevante, pero insuficiente.
Supongamos que hemos encontrado un mercado objetivo donde existe demanda de viviendas y solares a la venta. Esa información, por cierto, ya es parte del estudio de mercado, así como el estudio de la competencia, de la tipología de viviendas, materiales, etc. Eso es fácil. Sólo hay que investigar, está la información ahí para cogerla.
Lo que debemos preguntarnos es: ¿qué puedo saber yo de mi futuro cliente que el resto de los competidores no saben? Si conseguimos esta ventaja competitiva, venderemos mejor que el resto. Las empresas que lo saben hacen cuidadosas encuestas a sus clientes para encontrar patrones de comportamiento que les permitan entender mejor los detalles, las sutilezas que marcan diferencia entre lo bueno y lo excelente. Y algo más, cómo diferenciarnos de los competidores: ¿por qué se venden antes unas promociones que otras? Por eso, amigo mío: conoce a tu cliente mejor que tu competencia y dale lo que necesita. Y no lo olvides: no importa lo más mínimo lo que a ti te guste. ¡Tú no vas a comprar las casas!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s